Francia ha desarrollado hoy su primera ronda de alegatos orales ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ), el máximo órgano de justicia de las Naciones Unidas, dentro del caso que le enfrenta a Guinea Ecuatorial, ante la denuncia de nuestro país.

En la intervención realizada hoy por Francia, en la que ha respondido a algunas de las cuestiones planteadas ayer por Guinea Ecuatorial, el país galo ha insistido en el hecho de que la Convención de Viena no le obliga a aceptar las exigencias de otro país en relación a la localización de sus misiones diplomáticas. Así, según el país galo, no aceptar el edificio de la Avenida Foch de París como inmueble de la Misión Diplomática de Guinea Ecuatorial en Francia no supone una violación de este tratado de relaciones internacionales.

El tribunal francés abrió una demanda en 2016 contra el Vicepresidente de Guinea Ecuatorial, por la que fue condenado la pasada semana a tres años de prisión y 30 millones de euros en multas, en un caso denominado “bienes mal adquiridos”.

Mañana tendrá lugar la segunda ronda de alegatos orales de Guinea Ecuatorial, en los que la delegación ecuatoguineana, encabezada por el Embajador Nvono-Ncá como agente del caso, responderá a las afirmaciones hechas hoy por Francia y planteará sus conclusiones. Está previsto que los jueces se pronuncien sobre el caso en los próximos meses.

CIJ | Francia | Justicia Internacional | Países Bajos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.